Reincidente habitual

Posted on 0 comment

No, no reconozco haberme equivocado al enchufar el interruptor de amar descontroladamente, más bien, descuidé las escotillas de salida y en algún momento estuvimos a punto de morir en un incendio, pero coño, dicen que sólo se vive una vez y me lo tomé tan al pie de la letra que no quise perder el tiempo ideando el plan perfectamente montado en el que no sobrara ni una sola pieza. No, no creo que sea que descuidé ahorrando en afecto, si si tal vez peco de algo es de malgastar los recursos naturales que me han sido dados con la…

Continuar leyendo

Follarse a una misma

Posted on 0 comment

– I – Entonces sucedió que no podía dejar de follarme a mi misma y de buscar un yo nuevo cada vez que se me acababa el anterior. Cada noche me transformaba en la treinteañera de quince y despertaba emborrachada de versos que me devolvían a mi celda. Pensé tantas veces en escapar del renglón que incluso tejí recuerdos falsos en los que vencía quimeras que embalsamaban mis muertos. Acercarse demasiado a las respuestas se convirtió en mi deporte de riesgo favorito. Nunca tuve demasiado apego a los cuentos con finales felices y desarrollé inmunidad crónica a las armas de…

Continuar leyendo

San Juan

Posted on 0 comment

Quién pudiera caer al fuego y purificarse, nacer de nuevo, revivir de las cenizas como un ave fenix. Dejar atrás la sensación putrefacta que nos hace ser débiles dejar atrás el olor nauseabundo de las inseguridades. Quemar todo quemarse por fuera y por dentro hasta que la piel nueva nos haga sentir infantes, nuevos, todo pureza e inocencia. Quién pudiera esta noche arrojarse a la hoguera y reaparecer una vez se apaguen las llamas como una maldita Targarian.  

Continuar leyendo