Absurdo

Si, creo en efecto que todo esto es absurdo.
He estado pensando y creo que se me fué la cabeza pero que no debería comerme la cabeza más contigo. Como dije en su momento… utilizaré este blog para comunicarme contigo, cuando las fuerzas me flaqueen, pero creo que fríamente debería dejar morir este sentimiento.
He pensado que no voy alentar más tus alas, y en caso de que me escribas, guardaré las distancias, para no crear debilidades, para no quedarme pensando en ti cuando te marchas, sabiendo que no me escribirás porque estás con ella.

Ella, que no la odio, ni deseo mal. Sólo envidio que a ella no le hablas de mi para no hacerla daño, y a mi no me paras de hablar de ella para decirme lo que la quieres y la amas… Detesto que te ausentes totalmente cuando estás con ella, de tal forma que parece que no existes. Y de tal forma yo tb me ausento y dejo de existir.

Por tanto, razonándolo lentamente, alejándome de la enajenada visión que hasta ahora tenía, creo que lo mejor será dejar morir lo que quiera que sea que estaba en mi naciendo. Total, tú nunca vas a corresponderme y aunque lo hicieras no me soportarías, odiarías mi filosofía. Esa que aveces cuando todos os alejais, de una u otra forma, se debilita y cuestiono. Días de flaqueza como estos anteriores en los que se me hace insufrible el peso de la luna sobre el pecho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *