No querías ser princesa

Animalito, frágil, duro, frío

golpes, más golpes,

no te frena mi silencio

abres tus alas

te colaste en un descuido

te has posado en mis palabras

vienes a hechizarme con fruta

a emboracharme

a tentarme

a buscar en mi lujuria

unas riendas para refrenarla

controlarme

ay

animalito frágil

mariposa felina

te vas haciendo grande

en el hueco de mi cama

tus labios se niegan a besarme

pero tus ojos me desnudan

me desvisten

me arañan

me desean

me aprietan

te pones brava

te enfadas si no caigo en el juego de seguir tus faldas

te inquieta que me escape de tus garras

me buscas y me desbuscas

ahí estoy

esperando que desbarates la baraja

que dejes de jugar las cartas

y morderte

que se revuelvan tus piernas

mientras te hinco los dientes

que dejes de hacerte la fuerte

que todo te tiemble

mariposilla

gata traviesa

sigue huyendo cual cenicienta

aunque tú

nunca

quisiste ser princesa.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *