Laura Mequinenza. Fotógrafa artística y poeta underground.

Artista multidisciplinar

Laura Mequinenza es una apasionada de las artes como fuente de expresión y comunicación. 

Aunque coquetea con muchos medios de expresión, en la fotografía encuentra un canal donde fusionar elementos oníricos, eróticos, sociales, fantásticos e intimistas para dar forma a personajes de su mundo interior. 

Sin embargo, en la poesía, sobretodo en forma recitada, encuentra la forma de darles voz. 

Especialmente sumergida en ambientes underground, adopta influencias para ir desarrollando su propio camino, mezclando la psicología, el idealismo y la creatividad como pilar en la creación de diferentes proyectos artísticos. 

 

 

Novedades

Organización de eventos

Más de 10 años organizando eventos culturales multidisciplinares, participando en propuestas y proponiendo actividades para afianzar la comunidad poética. 

Stream online

Iniciándome en nuevas formas de comunicarse. Descubriendo el mundo de la emisión en directo a través de herramientas como Twitch o TikTok

Blog

nueva en Twitch

Alguien en twitch por ahí? Qué me recomendáis al empezar?

No-estábamos-mejor

Estoy recuperando textos antiguos

La cuarentena, hace que me reencuentre con mis textos de otra forma. Quizás más restrospectiva.

No estábamos mejor. No estábamos…

Distopia

Distopía

No podemos salir de noche, pero aún podemos ir a ver amanecer.

Sobrevivir

Sobrevivirotro añoa esta fiesta Cada vezse me hace más largollegar a las 00:00 No tengo miedo a morirpero temo, vehementementeenvejecer. 

Poema

Poema random

NINI

Los que establecemos las reglas del juego
hemos decidido
que para poder mutilar las ya precarias condiciones de lo que viene siendo la clase baja
vamos a sacrificar varias generaciones y condenarlas a que no tengan

NI una sola oportunidad de estabilidad
NI organismo regulador que se preocupe lo más mínimo en arreglarlo.

Crearemos una ilusión óptica en las que las condiciones actuales
harán creerse a la población en una aparente burguesía
y se llamarán así mismos clase media
diferenciándose de las generaciones que vamos a sacrificar.

Echaremos las culpas y responsabilidades sobre los condenados
forzándoles a estar constantemente en formación
o en trabajos no remunerados
a las espaldas de los que puedan apostar por ellos
y quizás así consigan eximir su maldición.
Al resto

NI estabilidad, NI oportunidades
NI perspectivas, NI opciones

Condenados,
la maldición de suplicar que sean bendecidos
con un trabajo miserable
que sea pan para hoy
y hambre para mañana

NI casa, NI familia
NI ocio, NI futuro

Sólo les quedará rogar para poder producir
y mientras no produzcan
inventaremos términos despectivos
para que interioricen la culpa,
para que el resto,
los que viven la ilusión óptica o los mantenidos por ésta
les responsabilicen de su maldición.

Nosotros, los que inventamos las reglas del juego,
al enfrentarlos,
habremos vuelto a hacer un trabajo perfecto.

Qué diferente fluir, que dejarse llevar por la corriente.